DE UNA ACCION SOSPECHOSA

0

JOSE CARLOS GUERRA AGUILERA

Cuando la señora Rosario Robles se presentó ante una autoridad que la requería, me pareció una actitud arriesgada, inocente, dado que habría la posibilidad de que su libertad se limitara. Y sucedió lo esperado, fue detenida y empezó lo tradicional, negaciones para recuperar su libertad, un calvario o una odisea.

1.- Algún día de manera sorpresiva el Presidente de la Corte de Justicia visito la cárcel donde estaba y le dieron la voz. Su voz salió de la cárcel y ocupo medios de comunicación. 2.- Algo escribí sorprendido de la visita. Su privación de libertad y los términos legales siguieron caminando sin respeto a la legalidad.

3.-Y ahora con una nueva presidencia en la Corte, de repente una autoridad jurisdiccional permite la libertad, y esta acción, que aplaudo, me parece lamentablemente sospechosa y me hace pensar que Andrés Manuel pidió y obtuvo del señor Arturo, que la libertad le fuera negada a Rosario Robles.

4.- Y esto conforme al dicho clásico. A los amigos el favor y la ley, a los enemigos con la ley basta.

5.- Y por supuesto el rechazo clásico, ya que la Fiscalía grita ahora que la libertad de Rosario es un acto de injusticia inaudito. Lo inaudito es muy probablemente el proceso en contra de ella de más de tres años de prisión preventiva, es decir de un castigo anticipado. Es decir, de lo que fue inconstitucional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com