Cofepris y Marina suspenden parcialmente clínica por venta ilegal de fentanilo y diversas irregularidades

0

CDMX, 19 de marzo de 2024.- La Secretaría de Marina (Semar), la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) y la Comisión para la Protección contra Riesgos Sanitarios del Estado de México (Coprisem), suspendieron parcialmente las actividades de la clínica “Futura”, en el Estado de México, por incurrir en irregularidades que representan un riesgo para salud.

Durante una visita de verificación, personal de Cofepris detectó que la farmacia de la clínica, ubicada en la unidad habitacional San Rafael, en Coacalco de Berriozábal, Estado de México, comercializaba de manera irregular fentanilo propiedad del sector de Salud, además de incurrir en otras prácticas ilegales.

Se encontraron 25 ámpulas de fentanilo en una oficina administrativa, sin contar con facturas que respaldaran su tenencia legítima. También se hallaron medicamentos controlados fraccionados, destinados a pacientes hospitalizados, así como insumos de este tipo con la leyenda “Propiedad del sector Salud”.

Asimismo, se detectó que el establecimiento no cuenta con licencia sanitaria de farmacia hospitalaria, libros de control ni procedimientos normalizados de operación para el manejo de medicamentos controlados.

Además, carece de un área de seguridad que garantice el correcto resguardo y custodia de dichos medicamentos y se presentaron únicamente dos facturas de compra de fármacos psicotrópicos, una de las cuales indica que fue emitida por: “proveedor informal”.

Las recetas médicas utilizadas para la prescripción de psicotrópicos no cumplen los requisitos mínimos establecidos en la legislación sanitaria vigente, ya que no incluyen información como diagnóstico, dosis, vía y frecuencia de administración, y carecen de la firma del médico prescriptor.

Tampoco se utilizan recetas especiales con código de barras para la prescripción de estupefacientes como el fentanilo, ni se proporcionan avisos de previsiones sobre la compra y venta de estupefacientes.

Por su parte, la Coprisem identificó irregularidades adicionales como la ausencia de registro diario de la temperatura de almacenamiento de los medicamentos, áreas de la clínica sin identificación adecuada y disponibilidad conforme a los lineamientos de infraestructura hospitalaria.

Además, notó la falta de señalamientos y áreas de curación/choque en el acceso a urgencias, la ausencia de un área de recuperación central y enfermería en la sala de operaciones, y la presencia de humidificadores conectados a las tomas de oxígeno.

También se halló que la clínica carece de acceso directo a hospitalización, el área de anatomía patológica no está debidamente identificada ni cuenta con aviso de funcionamiento ni responsable designado, y no presentó un convenio para el manejo de Residuos Peligrosos Biológico-Infecciosos (RPBI).

Ante estas irregularidades, Cofepris ordenó la suspensión parcial de actividades relacionadas con medicamentos controlados en esta clínica y aseguró 258 piezas de medicamentos controlados.

En tanto, Coprisem determinó la suspensión total de trabajos y servicios en las áreas del quirófano, farmacia hospitalaria y de Residuos Peligrosos Biológico-Infecciosos (RPBI).

Semar y Cofepris mantienen acciones de vigilancia sanitaria para garantizar el cumplimiento de la legislación vigente en materia de productos, empresas y establecimientos, con el fin de prevenir riesgos para la salud.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com