Presentó la diputada Rosales Cruz una iniciativa para permitir el matrimonio entre personas del mismo sexo

Guanajuato, Gto., 8 de octubre de 2020.- Con el fin de que en Guanajuato se permitan los matrimonios entre personas del mismo sexo, la diputada María Magdalena Rosales Cruz presentó una iniciativa de reformas a la Constitución Política y al Código Civil del estado.

En su exposición de motivos establece que el pasado 2 de octubre la Comisión Nacional de los Derechos Humanos emitió un exhorto al congreso para que legisle al respecto, “En atención a diversas resoluciones que ha emitido la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) respecto al tema”,

Las resoluciones de la SCJN  tienen por objetivo proteger los derechos de la comunidad lésbica, gay, bisexual, travesti, transgénero, transexual, intersexual, queer y otras identidades fuera de la norma sexogenérica”.

Además, la Corte declaró inconstitucional coartar a esas personas el derecho de contraer matrimonio.

“A pesar de nuestra legislación retrógrada e inconstitucional, según datos del registro civil en nuestro estado se han registrado 121 matrimonios de parejas del mismo sexo, lo cual ha sido posible mediante la tramitación de juicios de amparo, asimismo se encuentran al menos 30 amparos en proceso”.

Para obtener los amparos, las parejas tuvieron que invertir recursos y soportar malos tratos, “así, mientras una pareja heterosexual puede ejercer su derecho al matrimonio de manera inmediata, las parejas del mismo sexo tienen que invertir tiempo, dinero y soportar malos tratados por parte de algunas personas que integran la administración pública”.

Es momento de que los diputados locales saldemos esa deuda que tenemos con la sociedad, dijo la diputada Rosales Cruz.

Lo que dijo la Suprema Corte de Justicia

Agregó que en la resolución de amparo en revisión 704/2014, la Suprema Corte declaró como inconstitucional cualquier ley que reproduzca la visión de que el matrimonio es exclusivamente la unión entre hombre y mujer con la finalidad de procreación, con lo cual vinculó a las y los juzgadores del país a proteger el derecho de todas las personas a contraer matrimonio.

“En ese sentido, nuestro máximo tribunal ha concluido que las relaciones que entablan las parejas del mismo sexo pueden adecuarse perfectamente a los fundamentos actuales de la institución matrimonial y más ampliamente a los de la familia, por lo que es completamente injustificado pretender excluirlas de dicha institución”.

Derivado de lo anterior, los congresos estatales están sujetos a la observancia de la tesis jurisprudencial antes mencionada y deberán abstenerse de legislar contraviniendo la resolución de la Corte.

En caso contrario, “las leyes tendrán vicio de inconstitucionalidad, vicio en el que se encuentra nuestra legislación estatal en los términos vigentes, entre otras cosas porque el artículo 144 del código civil, señala que la perpetuación de la especie es uno de los elementos esenciales del matrimonio”. Sobre esa definición, la SCJN ha concluido que es subinclusiva, porque excluye injustificadamente del acceso al matrimonio a las parejas del mismo sexo, conclusión a la que también ha llegado la CNDH.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Necesitas información para publicar?