Linchamientos virtuales después de los enfrentamientos entre Artículo 19 y la 4T

José Luis Camacho Acevedo

El caso de Artículo 19 es una lucha de poderes entre dos bandos, con la sociedad, los periodistas independientes y medios libres en medio, sin saber muy bien cómo reaccionar para no verse inmiscuido en la polarización.

El primero, es el llegado a Palacio Nacional hace más de dos años, que usa los recursos y medios a su disposición para atacar a una ONG que se ha dedicado a la defensa de los defensores de derechos humanos, periodista y la libertad de expresión.

Se podría pensar que el presidente está mal informado o manipulado por quienes le hacen llegar la información, porque su ataque frontal a Artículo 19 durante la conferencia mañanera que se confirmó con la portada de La Jornada, en la cual afirma sin pruebas, que la ONG sirvió de instrumento para “nutrir” un golpe a México, es desproporcionado, por decir lo menos.

El segundo, son los poderes fácticos que todavía controlan los enormes y poderosos medios de comunicación, las empresas y las grandes fortunas, pero también la oposición que se ha sentido amenazada con las reformas y acciones impulsadas desde el gobierno de López Obrador.

Este poder lo que hace es simular respaldar a Artículo 19, cuando en el pasado, era precisamente de ellos que la ONG tuvo que actuar para defender a los periodistas, de sus agresiones que cientos de veces, ahí están las cifras, terminaron en asesinatos.

Y en medio de alguna manera se ubica Artículo 19, que realizando la labor para la cual fue creada quedo envuelta en una guerra de descalificaciones y desprestigió, que se ha maquinado contra ellos a través de las redes sociales, un ataque muy bien organizado que seguramente ha requerido un enorme capital económico.  

El ataque es por como la ONG obtiene su financiación, un hecho que es público, porque Artículo 19 se ha preocupado por la transparencia, precisamente para evitar este tipo de ataques.

Pero la manipulación de la información y el uso de los medios de comunicación antes disruptivos ahora oficialistas, por un lado, los grandes emporios de la comunicación y capitales haciendo lo propio por el otro, solo crea una distorsión de la realidad.

Y la que pierde es la ciudadanía, la democracia, la estabilidad y el Estado de Derecho. Lo cual es profundamente lamentable, ocuparnos de estos temas cuando tenemos encima una posible tercera ola de la pandemia.

EN TIEMPO REAL

1.- En Chihuahua la alcaldesa capitalina, Maru Campos, a pesar de todo el juego sucio que le ha hecho el pillo de Javier Corral, fue vinculada a proceso por estar en la lista negra de César Duarte, pero sin perder sus derechos políticos. Maru Campos le saca 17 puntos de ventaja al morenista Juan Carlos Moreno de la Rosa.

2.- Seguro ganador en Querétaro es el panista Mauricio Kuri, sin duda, que va en coalición con el partido local Querétaro Independiente que lidera la diputada Connie Herrera, sobre unos candidatos del PRI que están al borde del precipicio y con muy buena ventaja de la morenista Celia Maya.

3.- Desde un concurrido Jardín de Tequis, sitio emblemático en esta ciudad, el abanderado de la coalición Sí por San Luis Potosí, Enrique Galindo Ceballos, arrancó su campaña política rumbo a la alcaldía capitalina, aseguró que llegarán al gobierno, hombres y mujeres de honor, de moralidad y de conciencia, “y lo mejor es que no llegarán solos, llegarán con todos ustedes , y convocó a los asistentes a recuperar juntos a San Luis Potosí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Necesitas información para publicar?