Inseguridad pública, la gran falla de la alcaldesa Elvira Paniagua

Por Antonio Ramírez

Si se considera como un primer «acierto» el nombramiento de la celayense Lynnet Rubio en la coordinación de comunicación social del municipio de Celaya, sería, al mismo tiempo, como una rectificación de los errores registrados en la administración pública desde su inicio.

Sin embargo, realmente ese cambio, que es el tercero en esa área, puede ser importante pero no para la generalidad de la población que ve en la inseguridad pública la falla principal de las autoridades en turno, encabezadas por Elvira Paniagua.

Para nadie es desconocido que una parte de los celayenses se manifiestan considerable y groseramente en las redes sociales contra la alcaldesa, olvidándose, tal vez por desconocimiento. que la responsabilidad directa es del secretario Hugo Arias, quien, agazapado, sólo se dedica a ver los ataques en contra de su jefa.

Hay quienes afirman que la inseguridad de la ciudad llegó de la ciudad de México para quedarse en Celaya por el error de traer a Miguel Ángel Simental y sus «pupilos» ex federales, de los que ejecutaron por lo menos a 10, sin que hasta hoy se tenga ningún detenido, y como dijo «don Teofilito, ni los habrá».

El problema que tienen los ex federales, aseguran algunos ciudadanos, es que sin conocer el municipio juegan en «la cancha» de los malos, que es Celaya, y por ello fueron asesinados cobardemente y con facilidad, por lo otros prefirieron la opción de decir “aquí corrió que aquí murió” y, por lo tanto solicitaron sus bajas La alcaldesa dijo no saber cuántos.

El error de mantener a Simental en Seguridad Ciudadana, no solo es que no ha dado ningún resultado, sino que desde que llegó, se ha incrementado la violencia y la muerte de más policías, precisamente ex federales.

Además, lo que no se entiende en materia de patrullajes es que varias unidades de Celaya, fueron localizadas en el municipio de Villagrán, fuera de su jurisdicción, pero en los terrenos de «El Marro», obviamente sin dar con él, porque se espera que el presidente López, salude a la mamá del Marro, como lo hizo con la del Chapo.

Nadie sabe las andanzas en Villagrán de Zimmerman, quien dice que busca al Marro, aunque no esté por ahí, pero otros aseguran que el Director de Seguridad Ciudadana de Celaya, va a comer gorditas cerca de las vías, como lo hicieron y hacen, los comandantes de Cortazar…

Lo que sí es un hecho es que mientras lleguen personas foráneas para hacerse cargo de la seguridad pública, también llegan delincuentes que «pegan» y se van…Lo mejor es que se vayan los de la Policía Federal, porque no sirven para nada, sólo para traer a las ratas de las colonias superpobladas en la CdMx.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *