El enfrentamiento del Gobierno con la iniciativa privada

José Luis Camacho Acevedo

En la recta final del tercer año de gobierno, cabe perfectamente la evaluación sobre los resultados de la pugna que el gobierno de la cuarta transformación ha emprendido en contra de la iniciativa privada

Han sido bastante públicos los roces que desde el gabinete o la presidencia misma se han generado en contra de la clase empresarial privada de nuestro país. Por mencionar sólo unos están frescas las diferencias con Oxxo y Coca–Cola del grupo FEMSA, en donde no ha pasado a mayores gracias a que el hábil empresario regiomontano, el “Diablo” Fernández, ha logrado capotear las embestidas con la espléndida asesoría de su estratega de cabecera, el talentoso Roberto Campa Cifrián. Pero también están los dimes y diretes con los líderes de las cúpulas empresariales y qué decir de los intereses de capitales extranjeros en México, por el impacto en la relación bilateral con los Estados Unidos de América, y la muy activa agenda de la dupla Biden-Harris en nuestro país, que podrán ir subiendo la presión si no se sabe manejar con prudencia, sin complejos y sin atavismos esta delicada relación con el empresariado.

Dos caminos se avizoran: Insistir en meter pasión e ideología desbordada o en cambio abrirse al diálogo, a la inclusión, al análisis profundo alejado de conclusiones simplistas. Aquí un par de temas que ilustran perfectamente los riesgos y las consecuencias:

  1. La Reforma en materia laboral relativa a la subcontratación.

El “outsorcing” ha sido una de las principales banderas de este gobierno. Arrancó con esa tentación postrevolucionaria en donde todo el statu quo es malo, está podrido y así, sin matices, abusa y perjudica al pueblo y requiere ser eliminado.

Se han cumplido ya los 90 días del decreto en la materia que busca poner fin a la práctica de las empresas que contrataban a sus empleados bajo el esquema de terciarización. Sin embargo, el gobierno no ha dado las condiciones para esa migración. Las empresas no han podido registrarse ante la Secretaría del Trabajo por la falta de claridad en los servicios especializados; el SAT no tiene citas disponibles para registrar nuevas empresas o proporcionar firma electrónica; cuestiones técnicas en el portal de REPSE que no han permitido subir los documentos solicitados; falta de reglas claras y los elevados gastos que implica esta migración para muchas empresas que apenas sobreviven los estragos de la pandemia.

Ante la llegada de esta fecha fatal, el Consejo Técnico del IMSS ha aprobado la ampliación del plazo como una facilidad administrativa. La determinación consiste en prorrogar hasta que se aprueben y entren en vigor, por medio de un nuevo decreto ejecutivo la ampliación planteada.

Por su parte en el terreno legislativo, se tiene que el primero de agosto deberían entrar en vigor las reformas aprobadas al código fiscal de la federación, a la ley del ISR, del IVA y otras vinculadas a la materia. Atento a ello y en una postura conciliadora, el Senador Ricardo Monreal, coordinador de Morena en la cámara alta, ha propuesto una iniciativa que posterga un mes este plazo fatal para poder seguir puliendo el proyecto y evitar con ello perjuicios a trabajadores y patrones.

Importante destacar la postura de Monreal Ávila, quien logró reunirse con diversas organizaciones empresariales para escuchar sus inquietudes sobre los riesgos que advierten con la estrechez de los tiempos y con ello buscar consensos que beneficien a todos para construir una alternativa legislativa que contenga la ampliación de estos plazos.

Vemos entonces dos inercias de los tomadores de decisiones por parte del gobierno:

En un ánimo solidario y propositivo a figuras como Zoé Robledo encabezando al IMSS y a legisladores como Ricardo Monreal que impulsan el diálogo con los principales sectores que participan en la vida económica del país para dar cauce a sus peticiones.

En sentido opuesto, a secretarios como la titular del Trabajo, Luisa María Alcalde Luján quien ha dicho, que no habrá prórroga para aplicar las nuevas reglas en la subcontratación, aun cuando la cúpula del sector empresarial solicite se modifiquen las fechas para poder atender la nueva realidad en esta práctica “perniciosa” que lleva años en el país.

  1. La generación de energía limpia por inversionistas privados.

Especialistas europeos en cambio climático y recursos para el futuro (RFF) han analizado la propuesta del gobierno de México para privilegiar a la empresa estatal sobre las inversiones privadas que generan energía renovable.

Los resultados reflejan por una parte que tener el sistema dominando los combustibles fósiles conlleva más costos de operación y mantenimiento y no brinda soberanía energética. Y por otra parte, cambiar el criterio del despacho económico y dar prioridad a las centrales de la CFE, afectará significativamente al sistema energético en costos, eficiencia y repercutirá negativamente en el cambio climático.

Sume a ello que, en días pasados, 20 legisladores de Estados Unidos enviaron una carta al presidente Joe Biden para que intervenga contra la postura del gobierno mexicano por limitar la participación privada en el sector energético, argumentando faltas en contra del espíritu del T-MEC. Advierten que esta postura elimina la competencia en el sector energético, eleva los costos para los consumidores y fabricantes mexicanos y aumentarán las emisiones de carbono y dióxido de azufre.

Nuevamente las dos inercias de los tomadores de decisiones. Bartlett, Nahle y quienes están al frente del sector energético con su discurso anacrónico y su estrategia de entorpecer y postergar el desarrollo y por otro la inercia mundial de apostar por energías limpias, brindar certeza jurídica, cumplir los compromisos establecidos en los acuerdos mundiales en materia ecológica y con los inversionistas extranjeros para respetar los tratados internacionales en los que estamos inscritos.

Esperemos que, en los próximos días, se abran al diálogo, la inclusión y el análisis profundo, ahora en materia energética, para que el gobierno de México modere planteamientos radicales y se construya una alternativa que beneficie a todos.

MISCELÁNEAS.

  1. Bien por el Canciller Marcelo Ebrard quien con una intensa agenda internacional ha conseguido poner a México entre los 10 países que más vacunas han recibido para combatir el Covid-19. Son más de 70 millones de dosis las que ha gestionado con una amplia gama de opciones de laboratorios: Pfizer-BioNTech, AstraZeneca, Sinovac, Centro Nacional de Investigación de Epidemiología y Microbiología Gamaleya, CanSino Biologics y Janssen de Johnson & Johnson.
  2. Los“NewSpace”, multimillonarios interesados por conquistar el espacio ahora desde fondos privados y misiones con pasajeros ocasionales. Richard Branson, Elon Musk y Jeff Bezos, todos ellos con el denominador común de haber amasado sus fortunas en otras industrias, pero interesados ahora en catapultarlas con esta fantástica idea. La Luna y Marte son su proyecto como destino turístico de esnobs terrícolas que no sepan dónde gastar su dinero. Han anunciado ya, que un viaje al espacio exterior andaría cerca de la friolera de un cuarto de millón de dólares por unos minutos en la zona de antigravedad espacial. Vivimos en un mundo de terribles contrastes. Un mundo con la fórmula 50-1/1-50. Es decir, el 50% de la población mundial posee el 1% de la riqueza generada, mientras que el 1% de los más ricos se reparte casi el 50% de todos los bienes del mundo.

@JOSELUISCAMACHO

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Necesitas información para publicar?