DE ESTE MUNDO EXTRAÑO

“Nosotros, el pueblo de los Estados Unidos,

a fin de formar una Unión más perfecta,

establecer la justicia, garantizar la tranquilidad nacional (…)”

Preámbulo de la Constitución de los Estados Unidos.

JOSE CARLOS GUERRA AGUILERA.

1.- Pues el espectáculo que no esperamos ver. El célebre Capitolio vejado, los enmascarados, subiendo como ratas las paredes, los invasores destruyeron, robaron y se tomaron multitud de fotos en su inédita aventura, en un lugar antes (casi) sagrado. Las banderas parecían hilachos, las estrellas significantes, no están en lo alto, en su lugar, estaban con aventureros.

2.- Extraña que la guardia que había, no fuera capaz de frenar. Llama la atención de que esa impresionante multitud de personas no haya sido considerada, más cuando se celebraba un acto relevante, y sobre todo con la descarada hostilidad del señor Donald.

3.- Pareció muy fácil a los invasores llegar, pronto fueron desbordados los guardias y ello hace suponer, me atrevo a suponer, una complicidad manejada por el mismo Donald. Si hubiera habido más muertos quizás aquello hubiera sido más desastroso. Obviamente disparar para amedrantar hubiera provocado más caos.

4.- Por lo pronto un tal Jake Angeli, con cuernos de bisonte y atuendo de guerrero sioux, será la figura a imitar, será el más famoso en el país que vio nacer a verdaderos líderes. Detrás de ese perecedero “personaje”, estaría sonriente Donald; hasta que vio que muchos de su partido lo abandonaron y entendió que podía ser destituido…

5.- Da honda tristeza ver como se viola la armonía, como se ultrajan los edificios símbolos, su bandera y como también la Constitución. Aun me emociona leer el preámbulo de la Constitución de los Estados Unidos de Norteamérica: “Nosotros, el pueblo de los Estados Unidos, a fin de formar una Unión más perfecta, establecer la justicia, garantizar la tranquilidad nacional, tender a la defensa común, fomentar el bienestar general y asegurar los beneficios de la libertad para nosotros y para nuestra posterioridad, por la presente promulgamos (…)”

6.-La mención de “Nosotros, el pueblo”, expresa la prevalencia de la voluntad de la mayoría. La Constitución se convierte en un enorme mecanismo para compensar la voluntad colectiva, donde los únicos derechos legales son aquellos que concede la mayoría. En contraste, otra interpretación, considera a la Constitución como una alta herramienta para mantener a límite al gobierno y limitar leyes contrarias a los derechos naturales de los individuos.

7.- Pero el espectáculo de hace una semana, acongoja a quieres creemos en el orden, en el Derecho; la irreverencia, la vanidad de Donald, que se cree super hombre, que se cree indispensable y contra la ley, contra la Constitución, contra la mayoría del pueblo norteamericano, busca seguir sus ambiciones de poder. Y en contraste el vecino de abajo que no rechaza aquello, como lo han hecho líderes del mundo, sino que critica la supuesta censura, ello nos mortifica, ya que vemos que la furia destructiva del tabasqueño se parece.

8.- ¿Dónde queda aquello de establecer la justicia, garantizar la tranquilidad nacional, tender a la defensa común, fomentar el bienestar general?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Necesitas información para publicar?